La semilla misionera de Monteolivete: tres feligreses de la misma parroquia, sacerdotes


El misionero valenciano Enrique Alagarda Nácher, de 54 años, de la congregación de los Padres Paúles, ha iniciado sus nuevas funciones como responsable de la parroquia de San José, en Puerto Lempira (Honduras), donde ya estuvo destinado de 1998 a 2008.

Pero la conexión valenciana va más allá de su nuevo párroco porque en las dos últimas décadas ha sido regida por tres misioneros paúles valencianos cuya vocación surgió en la misma parroquia de Valencia: Ntra. Señora de Monteolivete.

Alagarda retoma la misión en Honduras, en la región indígena denominada La Mosquitia, donde toma el relevo del misionero valenciano Isaac Demets, de 39 años, que ha regresado a España para ampliar su formación tras un lustro en Puerto Lempira y quien, a su vez, sustituyó a otro padre paúl valenciano, José Vicente Nácher, de 53.

De esta forma, “entre los tres sumamos dos décadas como misioneros en Puerto Lempira, los tres somos valencianos y nuestra vocación nació en la misma parroquia, en Monteolivete”, subraya con alegría el propio Alagarda.

Para la comunidad parroquial de Monteolivete la misión de Honduras ha estado siempre muy presente y los hechos lo demuestran: la semilla misionera plantada en Valencia ha dado sus frutos en una zona, la costa norte hondureña, vinculada a los Padres Paúles desde hace más de cien años.
La parroquia hondureña de San José atiende a 60.000 habitantes del total de 100.000 de toda una provincia, de extensión muy similar a la de la provincia de Valencia, pero la mitad de la población está diseminada en 72 aldeas de la región indígena de La Mosquitia, un bosque tropical rodeado por una laguna y ríos y con acceso muy complicado. Sin embargo, para estos tres misioneros valencianos el camino estaba “marcado” y cada uno siguió sus huellas… y las del anterior.

La semilla misionera de Monteolivete: tres feligreses de la misma parroquia, sacerdotes Enrique Alagarda, José Vicente Nácher e Isaac Demets, -valencianos los tres, de Ntra. Sra. de Monteolivete de los Padres Paúles-, se suceden también en la misma parroquia hondureña desde hace 20 años